¿A quién le importa?

¿A QUIEN LE IMPORTA?

En un mundo donde cada persona tiene sus propios intereses esta incógnita suena apropiada para mirar a quien más le importan unas cosas sí y unas no.

El mundo contemporáneo está compuesto de siete mil millones de personas que en alguna manera son desinteresadas en muchas cosas de las que suceden diariamente, por ejemplo, cuando un psicópata entra a una escuela y mata al maestro o maestra y una buena cantidad de niños inocentes.

Cada persona tiene sus propios interesen y mediante ellos se conduce en su paso por este mundo, sin que lo demás le incomode o preocupe demasiado, el hambre que tienen que sufrir la personas de bajos recursos económicos la persecución que se le hace a personas porque han alcanzado cierto éxito.

Por lo anteriormente dicho se puede llegar a la conclusión que cada persona se mueve en función de su propia cosmovisión del mundo que le rodea y se proyecta en lo que piensa que es lo importante para ella, sin que las demás cosas le hagan perder el sueño, suceda lo que suceda ¿a quién le importa?
¿A quién le importa lo que sucede en la localidad donde vive?

Dependiendo del lugar donde cada persona tenga su residencia puede ser el grado de importancia que tenga acerca de todo lo que suceda en su comunidad. Quien vive en un lugar donde hay demasiadas personas que se dedican a la delincuencia, con el tiempo todo se le convierte en algo normal.
Claro, existe el otro extremo, puede ser que sus residencia sea en el más alto estrato socio-económico y, entonces, cada persona vive en su mundo, en el cual sólo se piensa en el carro moderno que se comprará el próximo mes, el negocio que está por realizarse o el viaje al exterior en la próxima semana.

Los grados de la Universidad o la especialización no es una novedad en un lugar como el mencionado anteriormente, cada persona puede experimentar el éxito, el cual para los demás es algo absolutamente normal que suceda, hoy son ellos, mañana somos nosotros y nada de lo que sucede es una novedad.

¿A quién le importa si el vecino compró una casa que le costó una alta suma de dinero, o en el otro caso si los hijos del vecino se están muriendo de hambre y no tienen con qué vestirse para ir al colegio, o que no pueda el muchacho que con sacrificio terminó su bachillerato, ir a la Universidad para estudiar?

Todo pasa por inadvertido en función de los ideales que se están acabando y los principios perdieron su vigencia, lo que en otro tiempo sa llamaba amor al prójimo se esfumó y la piedad cambió de nombre, es decir, todo cambia en el mundo donde se encuentran viviendo los seres humanos que según parece han visto las relaciones humanas como algo del pasado y ahora cada quien se centra en lo suyo sin que lo de los demás sea un motivo de preocupación.

Los muchachos en los colegios o en las Universidades se interesan por estudiar y sacar las notas que le permitan llegar un día a profesionales, pero el asunto es que aquellos que tienen menores posibilidades por múltiples razones no encuentran una mano amiga para que se puedan apoyar y lograr sus metas.

A quién le importa si los padres de familia tienen que asumir un compromiso económico que no pueden, por lograr sacar sus hijos adelante, razón por la que tienen que hasta quintuplicar esfuerzos y trabajar hasta la saciedad con tal de lograr sacar a sus hijos adelante, sin que a ellos les toque la preocupación.

El interés de los estudiantes es lograr sus propios objetivos aunque para los padres pueda significar el último esfuerzo que alcancen a realizar antes de su muerte por estrés y exceso de trabajo. Cada día que pasa el interés en cosas que no sean las que más llaman la atención, se ha perdido y no es hallado.

Los estudiantes en las Universidades no tienen en cuenta el esfuerzo de los profesores para llegar al lugar donde se encuentran, ni las horas que cada uno de ellos ha tenido que pasar sentado tras su computador preparando la clase para que al ogro día sus alumnos, se muestren indiferentes ante la exposición

Después de todo, cada persona concentra su atención en todo lo que le interesa y lo demás lo considera trivial. La sociedad contemporánea camina a marcha forzada en aras de alcanzar cada quien lo que más le agrade sea bueno o malo y lo que pase con todo lo demás ¿a quién le importa?

Aunque parezca que nadie se preocupe hay un grupo a quien le importa

Definitivamente todavía existen personas que les interesa el hambre que los indigentes pasan cada día en la calles de las ciudades, también existe quien se preocupe de los nuevos carros que compren los vecinos adinerados, los viajes al exterior y los grados universitarios o de especialización que son logrados.

Sí existen los que se proponen ayudar a los vecinos que no pueden ir al colegio por falta de ropa o zapatos y tienden la mano a los muchachos que no tienen los medios para ir a la Universidad después que con mucho sacrificio se han convertido en bachilleres, sí existe quien trate de apaciguar a los violentos.

De veras que sí todavía se encuentran los que de una u otra manera se involucran en o que tiene que ver con el bien estar social de su comunidad y día a día se presenta alguna persona a quien le importa el bien para los demás seres humanos que viven dentro de lo que es el vaivén de la vida.

Alguien dijo lo único que ayuda a este mundo es que no se mueran del todo las personas filántropas.


1 comentario: